Home » Actualidad » Pullaro: “Bajaron los homicidios pero todavía hay mucho por hacer”

Pullaro: “Bajaron los homicidios pero todavía hay mucho por hacer”

La afirmación del ministro de Seguridad, Maximiliano Pullaro, la formuló luego de analizar las estadísticas de los primeros meses del 2017 que marcan una baja del 73 % en los homicidios en la ciudad de Santa Fe y la región con respecto al mismo período del año pasado.

“Hay mucho todavía por hacer. Hay que seguir trabajando para combatir al delito”, sostienen desde el Ministerio de Seguridad de la provincia de Santa Fe. Las estadísticas de estos primeros meses del año en el departamento La Capital marcan una disminución del 73 % de los homicidios dolosos respecto al 2016 que permite mirar hacia adelante con optimismo pero con prudencia.

Esta disminución se debe a políticas de seguridad implementadas por el Ministerio provincial que encabeza Maximiliano Pullaro.

Según las estadísticas tomadas de Análisis criminal-PDI, presentadas por el ministerio de Seguridad, estos guarismos marcan un descenso del 64 % respecto al 2015 y del 73 % con el año pasado.

En cuanto a las causas de estos hechos, las autoridades reconocieron que en muy baja proporción se encuentran casos de homicidios en ocasión de robo, siendo los conflictos interpersonales la causa más frecuente de estas muertes.

“La mayor cantidad de los homicidios se produce en la franja etaria de 18 a 27 años y son hombres; sólo un caso de este primer trimestre, corresponde a una mujer.

Respecto al móvil, en su mayoría son de carácter interpersonal y en la ciudad de Santa Fe no hay casos de homicidios en ocasión de robo en 2017. Generalmente, son personas que se conocen entre sí y viven a poca distancia”, contó el secretario de Análisis y Articulación de Procesos, Eduardo Estévez.

Políticas de seguridad

Las fuentes ministeriales atribuyen esta disminución a las diversas medidas concretas que desde hace un año se vienen implementando, haciendo foco en cuatro ejes: articulación con nación, cambio en el paradigma de patrullaje, un trabajo social conjunto y una articulación con el Ministerio Público de la Acusación en la persecución penal focalizada del delito.

Hacia el mes de septiembre, los gobiernos nacional y provincial sellaron un acuerdo para que las fuerzas federales trabajen conjuntamente en la provincia de Santa Fe. Este compromiso de cooperación sumó efectivos nacionales en la provincia y permitió llevar adelante un plan conjunto de seguridad. “Llevamos adelante operativos y siempre las fuerzas federales están presentes en la planificación y operación conjunta. Tenemos reuniones semanales de trabajo”, indicó el responsable de la cartera provincial.

Por otro lado, se implementó en diciembre pasado en la ciudad de Santa Fe el plan de patrullaje por cuadrículas. “Tenemos un plan preventivo de patrullaje por cuadrante donde se garantiza un patrullaje estable en toda la ciudad”, explicó Pullaro.

 

El plan de prevención por capas, dispuesto por resolución del Ministerio de Seguridad, establece para la ciudad de Santa Fe un esquema de patrullaje y prevención policial sustentado en dispositivos estables con cuadrículas previsibles territorialmente y a la vez dinámicos, ajustables de acuerdo con el análisis del mapa del delito.

En precisión, Pullaro detalló: “En la capa uno, cada cuadrícula tiene móviles que garantizan el patrullaje las 24 horas, autos controlados desde el 911 que detecta si está parado más de 20 minutos y dispara un aviso. La capa dos son móviles en apoyo a los primeros en zonas donde se dispara algún tipo de delito. Es un trabajo más estratégico y táctico. La capa tres ya son dispositivos u operativos policiales para atender situaciones extraordinarias como eventos masivos programados o para cumplir custodias y órdenes judiciales”.

Mirada social

Otra medida implementada es el dispositivo de intervención multiagencial para el abordaje territorial de violencias, en el que participan áreas del ministerio de Seguridad, Justicia y Desarrollo Social de la provincia, el Ministerio Público de la Acusación y agencias de los gobiernos locales.

Este dispositivo pretende reducir los niveles de violencia altamente lesiva en territorios de alta vulnerabilidad socio-urbana y complejidad criminológica, mediante la articulación inteligente de políticas de seguridad preventiva, penales y socio-urbanas. “Se trata de una primera experiencia que viene dando resultados positivos”, sostuvieron los funcionarios de Seguridad.

El trabajo social que se hace desde la Secretaría de Seguridad Comunitaria apunta a la inclusión a través de talleres y la participación de jóvenes que se encuentran en un estado vulnerable a nivel social.

“En nuestra gestión, nos van a escuchar y nos van a ver planteando temas sociales y destinando recursos para que los jóvenes tengan un proyecto de vida”, indicó el ministro.

Otra valoración que hacen desde la cartera de Seguridad es la presencia de los distintos funcionarios del ministerio en el territorio, visitando los barrios, fortaleciendo el trabajo con los gobiernos locales. Un ejemplo de ello es el programa Vínculos y los aportes otorgados para videovigilancia a distintos municipios y comunas.

Otros índices

En el ámbito de la Unidad Regional I también bajó, en el primer trimestre, la cantidad de heridos de armas de fuego y aumentaron los recapturados por la Policía de Santa Fe. En rigor, en el 2016 se contabilizaron 227 heridos de arma de fuego y 122 en lo que va del año, lo que marca una baja del 46 %.

 

Asimismo, las capturas de personas que estaban prófugas de la Justicia registraban 22 en el año pasado y al momento son 54 personas las que ya están bajo la órbita judicial nuevamente, que marca un 145 % de aumento en este índice.

También, las armas de fuego, que son el medio más utilizado en los homicidios, pasaron de 176 secuestros en el primer trimestre de 2016 a 264 en el mismo período de este año.

“En más de año que llevamos como gestión avanzamos mucho, pero sabemos que el camino por recorrer todavía es largo. Tenemos políticas focalizadas en los lugares donde había más delito con fuerte presencia preventiva y activa, y tratando de evitar que ese delito no migre a otras zonas. La policía en las calles es el mejor camino para lograr una ciudad con menos índices de violencia y reducción del delito. Sentimos que estamos logrando una mejora, pero siempre se demanda mucho más”, puntualizó Pullaro.

Etiquetas

Add To TwiiterRetweet This Post item information on FacebookShare This Stumble ThisStumbleUpon This Digg ThisDigg This Add To Del.icio.usBookmark This

About The Author

Deja un comentario